Así como Mercedes-Benz tiene a Brabus, BMW tiene a AC Schnitzer, que aunque sean conceptos totalmente diferentes, tienen el mismo objetivo: modificar autos alemanes y exprimir su máximo potencial.

A la espera del M8

AC Schnitzer

Todos estamos ansiosos por el lanzamiento del Serie 8, incluso AC Schnitzer, para poner manos a la obra. En lo que el M8 queda terminado, la firma alemana se divierte con el M850i, el cual le ha quedado monstruoso. Y no solo estamos hablando de su exterior.

Claramente parece un BMW con esteroides, pero su desarrollo va más allá de poner pura potencia y embellecedores de fibra de carbono. Cada elemento fue puesto con un propósito: incrementar el rendimiento armónico del auto. Por fuera vemos el alerón trasero, canards y difusores mejorados que, aparte de hacerlo más rápido, nos hacen enamorarnos más del M850i. Por otro lado, su potencia ha sido incrementada en 90 HP, pasando de 530, del modelo de serie, a unos brutales 620 equinos. No podemos ni imaginar lo que estos alemanes le harán al M8. ¿Rondará los 800 caballos? Nosotros creemos que sí.

AC Schnitzer

¿También los ingleses?

A diferencia de Brabus, AC Schnitzer también se enfoca en mejorar a los ingleses más cotizados del mercado. Tal es el caso de MINI, aunque forme parte de BMW, y de Jaguar y Land Rover. Estas últimas dos han tenido una nueva competencia directa proveniente de las propias armadoras. Ahora Jaguar Land Rover ya tiene su propia división especial SVO, Special Vehicle Operations, quienes modifican al gusto del cliente todos sus vehículos. Ya sea que el cliente busqué más confort, deportividad o todoterreno. Pero, así mismo hay quienes siguen prefiriendo el gusto y estilo de AC Schnitzer.

AC Schnitzer

Deja un comentario