La numerología mítica de las 1,000 carreras por fin se cumplió y lo ganó un pentacampeón, Lewis Hamilton, haciendo lo con bastante autoridad. Valtteri Bottas no pudo transformar su pole position en una victoria. Sebastian Vettel alcanzó a mantener su podio a pesar de las presiones de Leclerc y Verstappen.

La largada

La adrenalina estaba a tope por el significado de esta carrera. Ni más ni menos que ganar la carrera 1,000 de la Fórmula 1. Al apagarse los semáforos, Hamilton largó mejor que su compañero y lo pudo superar antes de la primera curva. Vettel también intentó superar a Bottas pero el avance de Hamilton lo encajonó y Leclerc aprovecho esto para superar al piloto alemán. Sergio Pérez comenzó de excelente forma la carrera en China, ganó 4 posiciones después de la primera curva para colocarse 8vo.

Poco después, Daniil “El torpedo” Kvyat le hizo honor a su apodo y se impactó con los dos McLarens. El de Norris salió volando por los aires y casi se termina la carrera para él pero milagrosamente su auto no vuelca y recibe solo daños en el alerón delantero. Ambos pilotos de McLaren debieron ir a los pits para poder continuar la carrera. Mientras tanto, Control de Carrera lanzó un Virtual Safety Car para que los comisarios pudieran limpiar la pista. Asimismo, Kvyat fue penalizado con un Drive Thru por esta acción.

GP China 2019
Valtteri Bottas en su W10 EQPower. Cortesía: Fórmula 1

La estrategia rompe el status quo

Vettel buscaba superar a Leclerc después de perder su posición de inicio. El alemán se encontraba en rango de DRS. Ferrari obligó a Leclerc a mejorar su ritmo o darle la posición a Sebastian. Al final, el equipo se decantó por lanzar la orden de equipo directamente al monegasco para que le cediera la posición a Vettel. Después de esto, Vettel intentó acercarse a Bottas pero no lo alcanzó mucho.

Así todo se mantenía en tensa calma, Max Verstappen fue el responsable de romper con esto al entrar a pits para buscar el undercut contra Leclerc. Ferrari analizó la situación y vio que el undercut podría hacer más poderoso de lo que pensaban, así que prefirieron llamar primero a Vettel para cubrirse del holandés. Apenas salió el de Ferrari adelante de Max, el cual aceleró para poder darle caza al alemán. Ambos lucharon fuertemente, pero al final Vettel supo defender su posición y separarse de él.

Fue hasta la vuelta 22 cuando Mercedes decidió ir a pits. El primero fue Bottas, a fin de cubrirse también de un posible undercut de Vettel. Hamilton hizo lo propio una vuelta después. Bottas regresó con mucho mejor ritmo con los neumáticos duros y se acercó a Hamilton pero el inglés calentó sus neumáticos y volvió a separarse del finlandés.

GP China 2019
Checo Pérez entrando a pits. Cortesía: Fórmula 1

Termina la número 1,000

La estrategia de Leclerc pasó al plan b y se mantuvo en pista por más tiempo. Una vez que regresó de pits tenia una diferencia con Verstappen de 10 segundos. Al cabo de 12 vueltas el piloto monegasco ya había reducido esta diferencia a 3 segundos. Los ingenieros de Verstappen vieron que no podría superar el ritmo de Leclerc por lo que lo llamaron nuevamente a pits. Una vuelta después, Vettel también entró a pits por neumáticos medios. Dos vuelta después, Mercedes llamó a sus dos pilotos al mismo tiempo.

Después de todas estas detenciones, Leclerc quedó en segundo puesto. Bottas atacó al monegasco y este se defendió férreamente pero al final en la vuelta 40 no pudo contra la gran velocidad del Mercedes. Posteriormente, Vettel también superó a Leclerc debido a la que el alemán contaba con neumáticos más rápidos. Para el mexicano el final de la carrera supuso defenderse con todo del avance de Kimi Räikkönen, que venia muy rápido. Sergio logró contenerlo quedarse con sus primeros puntos de la temporada.

La siguiente cita de la Fórmula 1 es dentro de dos semanas en el circuito que poco a poco se está convirtiendo en el más esperado de la temporada, nos referimos al Gran Premio de Baku. Sigan pendientes a First Drive donde encontrarán siempre toda la información de la Fórmula 1.

GP China 2019
Podio del Gran Premio de China. Cortesía: Fórmula 1

Deja un comentario